¿Está listo?

Main Content

Los tsunamis, también conocidos como olas sísmicas (a veces erróneamente llamados, son una serie de olas enormes creadas por un disturbio bajo el agua, como un terremoto, derrumbe de tierra, erupción volcánica o meteorito. Un tsunami puede avanzar a cientos de millas por hora en mar abierto y azotar la costa con olas de hasta 100 pies o más.

Desde el área donde el tsunami se origina, las olas se extienden en todas direcciones. Una vez que la ola se acerca a la costa, aumenta en altura. La topografía de la costa y el lecho oceánico influyen en el tamaño de la ola. Puede haber más de una ola y la subsiguiente tal vez sea más grande que la anterior. Es por eso que un tsunami pequeño en una playa puede convertirse en una ola gigante a pocas millas de distancia.

Todos los tsunamis son potencialmente peligrosos, aun cuando no dañen todas las costas que azotan. Un tsunami puede azotar en cualquier lugar a lo largo de la mayoría de las costas de EE.UU. Los tsunamis más destructivos han ocurrido en las costas de California, Oregon, Washington, Alaska y Hawai.

El movimiento del lecho oceánico, inducido por los terremotos, suele generar tsunamis.Si un terremoto o derrumbe de tierra importante ocurre cerca de la costa, la primera ola de una serie podría llegar a la playa en unos cuantos minutos, aun antes de que se emita una advertencia. Las áreas que están en mayor riesgo son las que se encuentran a menos de 25 pies sobre el nivel del mar y a menos de una milla de distancia de la costa. Ahogarse es la causa de muerte más común relacionada con un tsunami. Las olas del tsunami y el agua que retrocede son muy destructivas para las estructuras en la zona arrasada. Otros peligros incluyen inundaciones, contaminación del agua potable e incendios debido a tuberías de gas o tanques rotos.

Last Updated: 
07/24/2014 - 16:00
Back to Top