Gracias a una construcción resistente, la vivienda de una familia soportó la tormenta

Main Content
Fecha de publicación: 
3 enero, 2013
Número de publicación: 
NR-123

NUEVA YORK - Cuando Thomas O’Grady decidió construir una casa en East Atlantic Beach, el vecindario en el que creció, no estaba muy contento de saber que no podía construir su planta principal debido a que los nuevos códigos locales de construcción exigían que elevara su vivienda al nivel base de elevación (BFE, por sus siglas en inglés) del área.

El BFE es la elevación de las aguas superficiales como consecuencia de una inundación que tiene una probabilidad del 1 % de igualar o superar ese nivel en cualquier año dado. Luego de pensar bastante, los O’Gradys construyeron la vivienda cuatro pies por encima de los once pies exigidos por el BFE, que cumple con los requerimientos mínimos del Programa Nacional de Seguros contra Inundaciones al igual que con los códigos de construcción estatales y locales. La decisión fue realmente buena.

“Mis padres han vivido en este vecindario, en la casa de al lado, desde 1967, y nunca hemos tenido una sola pulgada de agua en nuestra calle”, comentó O’Grady.

Sin embargo, cuando el huracán Sandy tocó tierra en octubre de 2012 y dañó gravemente muchas viviendas a lo largo de Long Island, gracias a que la casa estaba elevada, los O’Gradys sobrevivieron a la tormenta. Si bien la tormenta de movimiento lento inundó otras casas en su área, la casa de los O’Grady permaneció segura y seca.

Además de elevar la casa bien por encima del BFE, los O’Grady construyeron respetando otros códigos locales y estatales que permiten que la estructura resista los vientos huracanados. Gracias a una construcción resistente, la familia garantizó que su hogar pudiera soportar un desastre como el huracán Sandy. “Estuvimos el el piso de arriba durante la tormenta y sentíamos el viento”, comentó O’Grady. Pero nunca nos preocuparon los daños graves que normalmente causan los vientos”.

La marea de tempestad subió tres pies por encima de la línea de agua y traspasó las dunas en la playa cerca de la casa de los O’Grady.  Por el contrario, todos los vecinos que no elevaron sus viviendas tenían al menos tres pies de aguas en el área del comedor. En cuanto a la casa de los O’Grady, el área del comedor no tenía nada de agua. “El agua entró y salió del espacio debajo del piso de la casa, a través de las aberturas para inundaciones; por lo tanto, cuando bajó la marea, el agua se había ido”, comentó O’Grady.

Cuando una estructura está elevada y se construye siguiendo  las medidas adecuadas para mejorar la solidez, la evidencia muestra que sobrevive significativamente mejor. “Ellos [los oficiales locales de construcción] saben lo decepcionado que estaba al comienzo cuando no podía construir la planta principal, comentó O’Grady. Ahora todos se ríen de mi y me dicen: “¿No estás agradecido de haber elevado tu casa?” I sure am.”

Para obtener más información sobre la recuperación del desastre en New York, visite www.fema.gov/SandyNY, www.twitter.com/FEMASandy, www.facebook.com/FEMASandy ywww.fema.gov/blog.

Nota del editor: Video que muestra la entrevista a Tom O’Grady

<http://www.fema.gov/medialibrary/media_records/10556><http://www.youtube.com/watch?v=yT3gYkRObAE>

Fecha de la última actualización: 
5 enero, 2013 - 10:59
Región, estado o gobierno tribal: 
Back to Top