La Familia Federal y sus Colaboradores Continúan Apoyando a los Estados Afectados por la Tormenta

Main Content
Fecha de publicación: 
3 noviembre, 2012
Número de publicación: 
HQ-12-136

Se han Aprobado más de $120 millones en Asistencia Individual para los Sobrevivientes del Desastre

WASHINGTON – A petición del Presidente Obama, la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en ingles), continúa liderando los esfuerzos del gobierno federal para proveer asistencia y apoyo a los estados afectados por los disturbios causados por el huracán Sandy, asegurándose que la familia federal y sus colaboradores públicos y privados continúan proveyendo todos los recursos disponibles a las comunidades estatales, locales, tribales y territorios de las áreas afectadas. Esta mañana, el presidente convocó una reunión en el Centro Nacional para la Coordinación de la Respuesta (NRCC, por sus siglas en inglés), en las oficinas centrales de FEMA, para conocer los últimos detalles de los esfuerzos federales que se están llevando a cabo en apoyo a las actividades de respuesta y recuperación estatales. Acompañaron al Presidente en FEMA, miembros del gabinete y otros oficiales de su equipo. Durante la reunión, el Presidente fue informado directamente por el gobernador de Connecticut, Dannel Malloy, el gobernador de New Jersey, Chris Christie y el gobernador de New York, Andrew Cuomo, así como presidentes y alcaldes de los municipios de las áreas afectadas que se unieron por teléfono. 

Hoy, la Secretaria del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), Janet Napolitano, viajó a West Virginia y a Long Island, New York para reunirse con oficiales locales y estatales y discutir los esfuerzos de respuesta y recuperación llevándose a cabo. El Asistente del Presidente de Seguridad Nacional y Anti-terrorismo, John Brennan, se unió a los oficiales de FEMA, al Departamento de Transportación y al Cuerpo de Ingenieros de los EE UU en Hoboken, Newark y Jersey City, NJ, y en Staten Island, NY. El Secretario de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD), Sahun Donovan, visitó los edificios de vivienda pública en los Rockaways e hizo un recorrido por Breezy Point, NY. La Secretaria de Salud y Recursos Humanos, Kathleen Sebelius, visitó trabajadores de los hospitales, residentes impactados por la tormenta y oficiales locales en los municipios de Manhattan y Brooklyn en New York City. La Administradora de la Pequeños Negocios,  Karen Mills, se unió al gobernador Dannel Malloy y a otros oficiales locales y estatales y a dueños de pequeños negocios en Norwalk y Bridgeport, Conn.

A las 3:00 p.m. del día de hoy, más de 139,000 individuos en Connecticut, New York y New Jersey habían solicitado asistencia y más de $120 millones en asistencia de FEMA habían sido aprobados.  Centros de Recuperación por Desastre (DRC, por sus siglas en inglés), continúan abriendo en las áreas de mayor impacto. Hay siete DRC’s abiertos en New York, dos en New Jersey y tres en Connecticut, y se planifica abrir DRC’s adicionales. Especialistas estatales, de FEMA y SBA estarán disponibles para contestar preguntas y proveer información sobre los tipos de asistencia disponible a los sobrevivientes. Para encontrar un DRC cerca de usted, visite nuestra página web FEMA.gov/disaster-recovery-centers y por celular o dispositivo móvil con acceso a internet en m.fema.gov/esp.   El primer paso para recibir asistencia es solicitar a FEMA. Los individuos y dueños de negocio que sufrieron pérdidas en los condados asignados en Connecticut, New York y New Jersey pueden solicitar para asistencia llamando al 1-800-621-FEMA (3362).  Los solicitantes de asistencia por desastre con impedimentos del habla y de audición que utilizan el sistema TTY, pueden llamar al 1-800-462-7585 directamente; para los que usan 711 o el Servicio de Interpretación en Video (VRS), llame al 1-800-621-3362.  El número de teléfono libre de cargos operará desde las 7 am a hasta las 10 pm (hora local), siete días a la semana hasta nuevo aviso. Los sobrevivientes en las áreas afectadas con acceso a internet pueden solicitar a través de nuestra página web en http://www.fema.gov/es y a través de un dispositivo móvil en m.fema.gov/esp. Es preferible solicite por internet si tiene acceso, pues ayudará a mantener las líneas telefónicas abiertas para los que no pueden conectarse. FEMA le pide encarecidamente que comparta esta información con sus amigos y vecinos.

Para los que no pueden regresar a sus hogares, los estados, tribus, localidades y la Cruz Roja continúan operando refugios de emergencia a lo largo de la costa este. En la noche de ayer, había más de 280 refugios a través de nueve estados apoyando a más de 17,700 residentes. Para encontrar un refugio, puede descargar la aplicación Red Cross Hurricane, visitar su página web en: http://www.cruzrojaamericana.org/, llamar al1-800-RED CROSS (1-800-733-2767), o cotejar sus medios de prensa locales. También puede textear la palabra SHELTER y un código de área (zip code) al 43362 (FEMA).

FEMA también activó su Programa de Asistencia para Vivienda de Transición (TSA, por sus siglas en inglés), a petición de los estados de New York y New Jersey. Este programa permite que los sobrevivientes refugiados sin poder regresar a sus hogares debido a los daños del huracán Sandy, se procuren alojamiento en los hoteles y moteles participantes, de ser elegibles, hasta que encuentren viviendas más adecuadas.

"Los individuos están solicitando asistencia por desastre todo el tiempo, lo que quiere decir que podemos enviar más ayuda directamente a los sobrevivientes de esta tormenta,” expresó Craig Fugate, Administrador de FEMA. “Los residentes y negocios afectados en Connecticut, New York y New Jersey pueden solicitar ayuda federal por teléfono llamando1-800-621-FEMA (3362), por dispositivos móviles electrónicos en m.fema.gov/esp y a través de nuestra página web en http://www.fema.gov/es .”

Los residentes que han sido impactados se están topando con largas filas en las gasolineras y tomará algún tiempo para que la cadena de suministro de combustible nacional vuelva a operar a toda capacidad. A petición del Presidente y trabajando con la Guardia Nacional y los gobernadores de New York y New Jersey, estamos tomando medidas que proveerán alivio a corto plazo. La Agencia de Defensa de Logística (DLA, por sus siglas en inglés), está proveyendo combustible a la región que será distribuido a las áreas de mayor impacto en coordinación conjunta con colaboradores locales y estatales.

El comité nacional establecido por el Presidente Obama continúa trabajando para restaurar el servicio eléctrico a los usuarios lo más pronto posible y lidiar con la escasez de gasolina. Sus miembros incluyen al Departamento de la Defensa (DOD por sus siglas en ingles), el Departamento de Transportación (DOT, por sus siglas en ingles), el Departamento de la Energía (DOE, por sus siglas en ingles), el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los EEUU (USACE, por sus siglas en ingles) y representantes del sector privado y las agencias del orden público locales.

El Departamento de Energía está trabajando con sus pares en la industria para garantizar que la infraestructura necesaria para la entrega del petróleo está lista para cumplir con las demandas de combustible. Dos grandes refinerías en Delaware y New Jersey reiniciaron operaciones y las compañías de suministro han restaurado el servicio a seis oleoductos en New Jersey, Pennsylvania y el norte de Maine. Ayer el Presidente declaró que el huracán Sandy ha creado una interrupción severa en el servicio de energía y le indicó al Departamento de Energía que le prestara al DOD diesel ultra bajo en azufre.

Ayer, la Agencia de Defensa de Logística (DLA, por sus siglas en inglés), compró alrededor de 12 millones de galones de gasolina sin plomo para distribuirlos en las áreas impactadas por la tormenta, complementando los esfuerzos de suministro realizados por el sector privado.  Camiones tanqueros han distribuido combustible a través de New York, New Jersey y otras comunidades impactadas por la tormenta.  Actualmente hay 10 estaciones de gasolina a través de New York y New Jersey donde los residentes pueden reabastecer sus vehículos, generadores y otros.

Hoy, la Secretaria Napolitano anunció una expansión a la dispensa temporera de la Ley Jones, emitida ayer, para facilitar la transportación de materia prima, componentes y aditivos utilizados para producir combustible. Como resultado de los impactos causados por el huracán Sandy, la Secretaria Napolitano emitió ayer una dispensa temporera a la Ley Jones para permitir la entrada de tanqueros adicionales a los puertos del noreste provenientes del Golfo de Méjico. Esto proveerá más combustible para esa región. La Guardia Costanera reabrió el puerto de New York al tráfico de barcazas y remolques petroleros. El Departamento de Aduanas y Protección de Fronteras está trabajando para garantizar que los puertos aéreos y marítimos en las áreas afectadas tengan a todo su personal preparado para recibir pasajeros y carga mientras retoman operaciones. Además, la Agencia de Protección Ambiental ha ejercido su autoridad bajo la Ley de Aire Limpio para obviar temporeramente ciertos requisitos federales de venta y distribución de gasolina en más de una docena de estados. Esta dispensa garantizará un suministro adecuado de combustibles a los estados impactados.

A petición de FEMA, USACE continúa apoyando la misión de drenaje de infraestructura para ayudar a combatir la inundación metropolitana. Bombas industriales de drenaje han sido desplazadas y otras más están en ruta. Oficiales locales han identificado equipo de drenaje en áreas críticas alrededor de New York City y las operaciones de drenaje se encuentran en progreso. Brigadas adicionales de USACE están en los puertos y en las vías de agua en New Jersey y New York limpiando escombros y personal técnico ha sido desplazado para apoyar las operaciones de emergencia.

FEMA mantiene puntos de distribución en todo momento, estratégicamente localizados a través de los Estados Unidos y sus territorios y en Atlanta, Georgia y Frederick, Maryland, con millones de litros de agua, millones de comidas y cientos de miles de frisas en caso que sean necesarios. En anticipación de la tormenta, FEMA y el DOD establecieron Bases de Apoyo a Incidencias (ISB, por sus siglas en inglés), en Westover, Mass. y Lakehurst, New Jersey más cercanas a las áreas impactadas, con suministros de agua, comidas, frisas y otros recursos.  Una ISB adicional se ha establecido en la Base Naval Aérea para enfocarse en la emergencia de servicio eléctrico, para que sirva como área de desplazamiento para los generadores de FEMA, el DOD, la Administración de Servicios Generales (GSA, por sus siglas en ingles) y otras agencias a través del país. Siete almacenes adicionales también están operando en las áreas afectadas. A las 4 pm, más de 2.9 millones de litros de agua y más de 2.3 millones de comidas han sido transferidas a los estados para suplementar su inventario.

En apoyo a New York y a New Jersey, FEMA ha transferido recursos como agua, comida y gasolina a los estados a ser distribuido en los Puntos de Distribución (POD, por sus siglas en inglés), designados.  Los POD son lugares centralizados de suministro al público luego de un desastre o emergencias. El estado, en coordinación con los gobiernos locales, identifica los lugares de los POD operando en las áreas más afectadas por el desastre. Los individuos deben comunicarse con sus oficinas de manejo de emergencias locales para más información.

FEMA tiene un personal de más de 4,400 trabajando en apoyo de las operaciones de respuesta, incluyendo búsqueda y salvamento, reconocimiento de situación, comunicaciones y logística en los estados afectados por la tormenta. Equipos de Relaciones con la Comunidad se encuentran en las áreas más afectadas del Atlántico central, informando a los sobrevivientes del desastre puerta por puerta, sobre los programas de FEMA disponibles y llevando a cabo un reconocimiento de la situación actual. FEMA continúa coordinando con la familia federal y desplegando personal de varias agencias federales en apoyo a las Relaciones de la Comunidad y otras operaciones. Más de 1,400 inspectores están reuniéndose con los sobrevivientes para identificar daños a los hogares y ayudar a que el proceso de asistencia sea expedito.

Hoy el Presidente expandió la declaración de Rhode Island para incluir asistencia para los gobiernos estatales, tribales y locales elegibles y ciertas organizaciones sin fines de lucro en un acuerdo para compartir costos, basado en el trabajo de emergencia y reparación o el reemplazo de facilidades en los condados de Bristol, Newport, y Washington. A principios de esta semana, el Presidente firmó declaraciones de emergencias para Connecticut, Delaware, Distrito de Columbia, Maryland, Massachusetts, New Hampshire, New Jersey, New York, Pennsylvania, Rhode Island, Virginia y West Virginia.  Esto permite que FEMA provea recursos directamente al gobierno estatal, tribal y local trabajando en actividades para salvar y preservar la vida.

Personal federal y estatal se encuentra llevando a cabo evaluaciones preliminares de daños en algunos estados. Estas evaluaciones están designadas para darle al gobernador de cada estado una mejor idea de los daños sufridos y para determinar si una petición de ayuda adicional es necesaria. Otras evaluaciones pueden ser programadas si se requieren y si son necesarias.

Las siguientes actividades federales están siendo coordinadas:

La Administración para los Pequeños Negocios, (SBA, por sus siglas en ingles), tiene más de 120 empleados trabajando en New York, New Jersey y Connecticut.  Al 2 de noviembre, la SBA había emitido más de 100,000 préstamos por desastre a residentes y negocios en los tres estados declarados. Préstamos por desastre de hasta $200,000 están disponibles en los tres estados declarados para que los dueños de hogares reparen o reemplacen propiedad real dañada por el paso del huracán. También existen préstamos para reparar o reemplazar propiedad personal dañada de hasta $40,000, disponibles para dueños o inquilinos elegibles. Puede solicitar en línea visitando la página web de SBA en https://disasterloan.sba.gov/ela.

La Corporación para Servicio Nacional y Comunitario (CNCS), tiene 924 miembros desplegados a siete estados, con más de 850 miembros adicionales en reserva. Este personal ayuda en las operaciones de los refugios, centros de llamadas, remoción de escombros y cuidado masivo en Connecticut, Maryland, New Jersey, New York, Pennsylvania, Rhode Island y West Virginia.  Sus miembros incluyen AmeriCorps, Senior Corps y 41 de los 42 equipos de FEMA Corps.

Los esfuerzos de la Guardia Costanera de los EEUU están enfocados en remover todas las restricciones al movimiento de buques por los puertos de  New York y New Jersey, así como por sus canales, accesos y embarcaderos para facilitar la entrega de combustible y otros productos críticos.

Para complementar los esfuerzos del sector privado, la Agencia de Defensa de Logística (DLA), ha comprado 12 millones de galones de gasolina sin plomo y diesel y otros productos que están siendo distribuidos en áreas a través de New York, New Jersey.

El Departamento del Trabajo de los EEUU (DOL), anunció que fondos de emergencia de rápido desembolso le serán adjudicados a New Jersey y a New York para ayudarlos en sus esfuerzos de limpieza y recuperación. Más de 15.5 millones se harán disponibles a los Departamentos del Trabajo de New Jersey  y más de 27.7 millones a los de New York, para ayudarlos con la restauración de terrenos públicos e infraestructura mientras proveen también trabajo temporero a los desempleados.

La Agencia de Protección Ambiental (EPA), ejerció su autoridad bajo la Ley de Aire Limpio para eximir temporeramente ciertos requisitos federales de venta y distribución de gasolina en los estados de Tennessee, North Carolina, South Carolina, Mississippi, Georgia, Alabama, District of Columbia, New York, Maryland, Connecticut, Delaware, Massachusetts, New Jersey, Pennsylvania, Virginia, New Hampshire y Rhode Island. Esta dispensa fue otorgada por la EPA en coordinación con el Departamento de Energía. El 1ro de noviembre, la EPA, en consulta con el Departamento de Energía, expandió la dispensa de emergencia sobre las especificaciones de combustible ultra bajo en azufre (ULSD) para permitir el uso de combustible con un alto contenido de azufre en el equipo pesado de diesel en New Jersey. La dispensa estará en efecto hasta Noviembre 20.

El Departamento de Transportación (DOT), dispuso $17 millones en fondos de emergencia para New York, North Carolina y Rhode Island para que puedan comenzar a reparar las carreteras, puentes y túneles. Las evaluaciones continúan a través del noreste para determinar la extensión total del daño.

El Departamento de Energía (DOE) continúa trabajando estrechamente con FEMA y en apoyo a los gobiernos estatales, tribales y locales mientras la industria eléctrica dedica sus esfuerzos a la restauración del servicio. Informes diarios de situación que detallan el impacto de la tormenta y las actividades de restauración de servicio llevándose a cabo están disponibles en www.doe.gov.  

El Servicio de Rentas Internas (IRS) anunció recientemente que está otorgando una extensión del término de radicar planillas y pagos hasta el 7 de noviembre, término que normalmente vence el 31 de octubre. 

El Departamento de la Defensa (DOD) continúa coordinando con FEMA, el Comando del Norte y la Oficina de la Guardia Nacional para proveer equipos de salvamento a FEMA y a los gobernadores mientras se requiera y está disponible para ayudar en los esfuerzos de respuesta al desastre. 

Oficiales Coordinadores de Defensa Regionales del Comando del Norte de los EE UU (DCO) y partes del Elemento de Coordinación de Defensa (DCE), permanecen en el campo para validar, planificar y coordinar el apoyo del Departamento de la Defensa a las operaciones de respuesta de FEMA y para facilitar el apoyo a las operaciones de salvamento y respuesta. Hoy, en apoyo a los esfuerzos de restauración del servicio eléctrico, grúas aéreas del Comando de Movilidad Aérea transportaron 61 vehículos dedicados a la restauración del servicio con su tripulación y equipo, personal no-médico y carga desde las Bases Aéreas de Travis y March, California, hasta el Stewart International Airport en  Newburgh, New York.

El Departamento de la Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD), está en coordinación con FEMA y los estados afectados para identificar proveedores de alojamiento con unidades de vivienda disponibles, incluyendo agencias de vivienda pública y dueños de viviendas multifamiliares. HUD también está acelerando el desembolso de asistencia por desastre a Connecticut, New York y New Jersey para proveerle apoyo a los dueños de hogares e inquilinos de bajos recursos forzados a abandonar sus casas en las áreas de mayor impacto por el desastre.  Las declaraciones de desastre firmadas por el Presidente para Connecticut, New York y New Jersey permiten a HUD ofrecer alivio hipotecario y otras ayudas a algunas familias en las áreas impactadas de los condados declarados. Esta semana HUD también anunció que acelerará la asistencia por desastre a los estados de New Jersey, New York y Connecticut y proveerá apoyo a los propietarios e inquilinos de escasos recursos que se vieron forzados a abandonar sus hogares debido al paso del Huracán Sandy.

 

Para más información sobre qué hacer antes, durante y después que ocurre el desastre, visite listo.gov Las aplicaciones de FEMA para móviles también están disponibles visitando http://www.fema.gov/smartphone-app. Compartir información usando las redes sociales es también una excelente manera de mantenerse informados. Siga a FEMA en línea en http://blog.fema.gov, www.twitter.com/fema, www.facebook.com/fema  y www.youtube.com/fema

 

La misión de FEMA es apoyar a nuestros ciudadanos y a las agencias de primera respuesta para garantizar que como país trabajamos unidos para desarrollar, manejar y mantener nuestra capacidad de preparación, protección, respuesta, recuperación y mitigación ante todos los peligros.

Fecha de la última actualización: 
4 noviembre, 2012 - 16:20
Back to Top