Los ancianos deber?an planificar por anticipado para estar preparados para un desastre

Main Content
Fecha de publicación: 
8 octubre, 2011
Número de publicación: 
4020-077

ALBANY, N.Y. – Los ancianos, en especial aquellos que tienen problemas médicos y movilidad limitada, pueden ser vulnerables ante un desastre. Pero incluso si usted tiene limitaciones físicas, puede protegerse implementando un plan personal en caso de desastre.

Los funcionarios federales, estatales y locales urgen a todos los estadounidenses, en especial a los ciudadanos mayores, a revisar, actualizar y ensayar sus planes de desastre.  Planificando con anticipación, los ancianos pueden estar preparados para cualquier tipo de desastre, ya sea natural u obra del hombre.

Los ciudadanos mayores que viven en un entorno grupal como un hogar o residencia de ancianos, deben comunicarse con el administrador para aprender el plan en caso de desastre o de evacuación por desastre que sea específico de esa instalación en particular.

Pero sin importar dónde estén, todos los ancianos deben tomar conciencia de sus propias necesidades especiales. Mediante la evaluación de sus propias necesidades médicas y personales y la elaboración de un plan de emergencia, los ancianos pueden estar mejor preparados para cualquier situación sin importar dónde vivan.

Hay tres pasos básicos para prepararse para un desastre: Preparar un equipo, planificar con anticipación y mantenerse informado.

Preparar un equipo de emergencia o “bolsa para llevar”

Su equipo de emergencia en caso de desastre debería incluir las siguientes provisiones para que duren al menos tres días:

  • Agua: al menos un galón por día por persona para beber e higienizarse
  • Alimentos y utensilios: lo ideal son los alimentos no perecederos y que no requieren de cocción
  • Frazadas y mudas de ropa
  • Equipo de primeros auxilios: incluye seguro médico y tarjetas de Medicaid
  • Radio AM/FM a pilas o una radio meteorológica de la NOAA
  • Linterna (lámpara) y pilas adicionales
  • Medicamentos: estos insumos deben ser rotados con frecuencia y mantenidos al día
  • Suministros médicos: un par extra de anteojos, baterías para los audífonos u otros implementos médicos
  • Lista de contactos de emergencia: información sobre la familia, los amigos y números de emergencia
  • Reservas de dinero en efectivo: el acceso a los bancos puede estar limitado durante algún tiempo.

Elabore un plan

Prepare su plan de acción en caso de desastre, revíselo y practíquelo con regularidad.

  • Si usted es una persona mayor que vive sola, converse con su familia o sus amigos sobre la preparación para las emergencias, y consiga con anterioridad la ayuda necesaria para un caso de evacuación y para resolver las secuelas del desastre. Forme una red de vecinos, parientes, amigos y colegas que puedan ayudar en una emergencia. Converse sobre sus necesidades y asegúrese de que todos sepan cómo funcionan los equipos médicos necesarios.
  • Si usted vive en una residencia u hogar asistido, debe comunicarse con el administrador para saber sobre el plan de dicha instalación en caso de desastre.
  • Tenga en cuenta la posibilidad de que pueda quedar temporalmente privado de acceso al consultorio de su médico o a una farmacia.
  • Organice con anterioridad el pago electrónico de sus beneficios federales. Un desastre puede interrumpir el servicio de correo postal durante varios días. Los pagos electrónicos ...
Fecha de la última actualización: 
16 julio, 2012 - 18:46
Región, estado o gobierno tribal: 
Desastre relacionado: 
Back to Top