Se Aconseja A Los Residentes De Tennessee Que Usen Los Subsidios Sabiamente

Main Content
Fecha de publicación: 
25 mayo, 2011
Número de publicación: 
1979-014

NASHVILLE, Tenn. – Los pagos de asistencia federal por desastre brindan ayuda financiera necesaria a propietarios de viviendas, inquilinos y dueños de negocios que se vieron afectados por las graves tormentas, tornados e inundaciones del mes de abril.

Estos pagos tan necesarios vienen acompañados de palabras prudentes por parte de los funcionarios de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés): Sea prudente, use los fondos sabiamente – y sólo para los fines previstos.

“Muchas personas tienen grandes necesidades y el dinero que reciben podría no cubrir todo lo que ellos quisieran”; dijo el Director de la Agencia para el Manejo de Emergencias de Tennessee (TEMA, por sus siglas en inglés), Jim Bassham. “Pero si usted gasta el dinero en cualquier otra cosa que no sea lo establecido en su carta de FEMA, podría no haber otra asistencia adicional disponible".

Los sobrevivientes de los tornados y las inundaciones sólo deben usar estos subsidios para cubrir necesidades específicas relacionadas con el desastre.

Los subsidios de asistencia para la vivienda tienen como fin sólo uno de estos tres usos: reparaciones básicas de la vivienda, asistencia para el pago de la renta a corto plazo o rembolso de gastos de hotel/motel.

Los subsidios de la Asistencia para Otras Necesidades tienen como fin remplazar propiedad personal esencial y satisfacer necesidades médicas, dentales, de funeral, transporte y otras necesidades serias relacionadas con el desastre no cubiertas por el seguro u otros programas de ayuda federales, estatales o de beneficencia.

La mayoría de los fondos se depositan de forma electrónica, luego le llegará una carta por correo que explica para qué deben usarse los fondos.

“Todos los gastos deben estar relacionados con el desastre”, dijo el Coordinador Federal, W. Montague Winfield.

“Si el dinero del subsidio no se utiliza como se explica en la carta, el beneficiado podría tener que devolver el dinero y perder elegibilidad para recibir cualquier ayuda adicional”, agregó.

Los subsidios se someten a una auditoría, por consecuencia los beneficiarios deben documentar completamente los gastos relacionados con el desastre, y deben guardar los recibos o las facturas por tres años para demostrar cómo se utilizó el dinero para cubrir las necesidades relacionadas con el desastre.

El primer paso para que los individuos o los negocios obtengan asistencia para la recuperación es solicitar a FEMA:

  • Por teléfono, llamando al 800-621-3362 de 7:00 a.m. a 10:00 p.m. horario local. Hay asistencia disponible en la mayoría de los idiomas. Para personas sordas o con impedimentos auditivos o del habla pueden llamar al TTY 800-462-7585.
  • Por computadora, en línea en www.disasterassistance.gov/espanol.
  • Para teléfonos inteligentes o tabletas diríjase a m.fema.gov/esp.

El 1º de mayo, una declaración presidencial de desastre hizo que la asistencia federal estuviera disponible para individuos elegibles en los condados de Bledsoe, Bradley, Cocke, Greene, Hamilton, Johnson, McMinn, Monroe, Rhea y Washington para ayudar con las pérdidas ocasionadas por las graves tormentas, tornados, vientos directos e inundación asociada desde el 25 al 28 de abril de 2011....

Fecha de la última actualización: 
16 julio, 2012 - 18:46
Región, estado o gobierno tribal: 
Back to Top