Veh?culos da?ados por la inundaci?n

Main Content
Fecha de publicación: 
22 agosto, 2002
Número de publicación: 
1425-nr02

San Antonio, TX -- Conforme las comunidades de Texas continúan la limpieza de las recientes inundaciones, los compradores de autos usados deben estar en alerta por el hecho de que los vehículos dañados por la inundación pudieran ser puestos en venta en sus comunidades.

Los vehículos dañados por las inundaciones son aquellos que las compañías de seguros han determinado como pérdidas totales. Algunos de estos caen en las manos de individuos que los venden a compradores quienes no sospechan ni han sido avisados sobre el historial de los vehículos.

Las inundaciones en Texas del 2002 han dañado a innumerables vehículos en el sur y el centro del estado. Cuando el número se combina con los vehículos dañados por inundación de otros estados, significa que los compradores en los alrededores de Texas deben de estar prevenidos cuando compren un vehículo usado.

"Cuando uno de estos desastres ocurre, siempre hay gente y negocios sin escrúpulos que buscan sacar utilidades de la mala fortuna de otros," dijo Scott Wells, Coordinador Federal. "Los ciudadanos en todo el Estado de Texas necesitan escuchar a este llamado de atención: Compradores de vehículos, cuidado."

Hay diferentes consejos que los consumidores deben de considerar antes de comprar un vehículo usado:

  • Permita que un mecánico haga una inspección completa antes de que efectúe la compra.
  • Cómprele a alguien que conozca o a un distribuidor que ofrezca una garantía o que tenga un programa de recompra.
  • Pida que le muestren el título. Si la compañía de seguros lo declaró como pérdida total, habrá una nota en dicho título.
  • Cuidese de las "grandes gangas" de vehículos con menos de 5 años de uso con vestiduras y alfombras nuevas.
  • Utilice un servicio privado que tenga acceso al historial de los vehículos. Ellos pueden buscar en las reclamaciones de seguros los vehículos que han sido dañados y advertirle con anticipación.

Tras un desastre, las personas afectadas por las inundaciones deben cuidarse de los timadores, de los que alteran los precios y de los constructores fraudulentos.

Según comentarios de FEMA y la Oficina del Procurador General de Texas, las personas en los condados declarados de Texas se encuentran especialmente vulnerables, pues sus necesidades son inmediatas y sus alternativas están limitadas.

De la zona de desastre, han surgido informes de individuos que alteran precios. Algunos proveedores han inflado injustamente los precios de su inventario.

A los que se les han ofrecido precios inflados por bienes o servicios se les insta a comunicarse con la Oficina para la Protección al Consumidor, de la Oficina del Procurador General de Texas, al 800-337-3928. La línea de FEMA para reportar los fraudes es 800-323-8603.

Fecha de la última actualización: 
16 julio, 2012 - 18:46
Región, estado o gobierno tribal: 
Back to Top