Incendios

Main Content

Cada año más de 4000 residentes de los Estados Unidos fallecen y más de 25,000 son lesionados en incendios, muchos de los cuales podrían prevenirse. Se estima que las pérdidas de la propiedad causadas por incendios ascienden a $8.6 mil millones anualmente.

Para protegerse, es importante entender las características básicas de los incendios. El incendio se propaga rápidamente; no hay tiempo para recoger objetos valiosos ni llamar por teléfono. En sólo dos minutos, un incendio puede amenazar la vida. En cinco minutos, una residencia puede estar completamente sumida en llamas.

El calor y el humo del incendio pueden ser más peligrosos que las llamas. Inhalar el aire caliente puede quemar los pulmones. El incendio produce gases venenosos que pueden hacer que se vuelva desorientado y soñoliento. En lugar de ser despertado por un incendio, usted podría caer en un sueño más profundo. La asfixia es la causa principal de muertes por incendio, excediendo las quemaduras, en una proporción de tres a uno.

¿Cómo protegerme de un incendio?

Fecha de la última actualización: 
14/06/2012 - 11:27