Añadir nuevo comentario

Main Content

El Municipio de Forkston en Pennsylvania restaura su puente

Un puente es una de esas cosas que suele pasar por desapercibidas. Incluso cuando dependemos de él para tomar un atajo que reduzca nuestro viaje diario al trabajo, o si el mismo nos permite ir con frecuencia al supermercado, después de un tiempo, el mismo se presume como parte de nuestra vida. Pero cuando estos son destrozados, como ocurrió en el caso de la devastación causada por el huracán Irene en ciertas partes de Forkston, un municipio para el noreste de Pennsylvania, la importancia de estos cruces queda plenamente establecida.

Continúan los esfuerzos de recuperación tras el paso del huracán Irene y la tormenta tropical Lee en Pennsylvania, donde los residentes de Forkston acaban de ser notificados que FEMA ha aprobado aproximadamente $7 millones en Asistencia Federal Pública para el Departamento de Transporte de Pennsylvania (PennDOT, por sus siglas en inglés) para reconstruir un puente y una carretera adyacente que se encontraban en el centro de la comunidad, hasta que fueron devastados por Irene a finales de agosto de 2011.

Nos será muy difícil olvidar cómo, hasta dos semanas tras el paso de Irene, muchos de los residentes de Forkston no podían llegar a sus viviendas porque el puente había sido destrozado. Es más, algunos residentes quienes estaban en sus hogares cuando azotó Irene, quedaron aislados, sin acceso a suministros de suma importancia. Algunos de los residentes tuvieron que tomar medidas drásticas para cruzar el Mahoopany Creek y tener acceso a comida y otros artículos necesarios. En un momento dado los individuos hasta utilizaron sogas para cruzar por el agua. Colgaron dos sogas a distintos niveles de un lado al otro del arroyo para poder cruzar, colocando los pies en la soga más baja y agarrando la soga más alta con las manos.  Dos de las sogas se pueden ver en la foto a continuación, donde las personas caminan a lo largo de los restos de la carretera Windy Valley Road que viajaba a lo largo del Mahoopany Creek.

Los restos de la carretera Windy Valley Road, a lo largo del Mahoopany Creek en Forkston tras el paso del huracán Irene.

LEYENDA: Los restos de la carretera Windy Valley Road, a lo largo del Mahoopany Creek en Forkston tras el paso del huracán Irene. Los residentes que quedaron aisladas colgaron dos sogas a distintos niveles a lo largo del arroyo para poder atravesar el mismo en búsqueda de suministros. Foto por Jake Danna Stevens (Foto cortesía del Scranton Times Tribune)

Se hizo un camino en gravilla  para facilitar el cruce mientras se construía una estructura más sustancial, pero dos días después azotó la tormenta tropical Lee. Las corrientes de sus inundaciones, las cuales se mezclaron con la creciente del rio de Susquehanna, arrastraron el camino.

gravilla en el puente provisional

LEYENDA: El Departamento de Transporte de Pennsylvania creó un camino en grava sobre el Mahoopany Creek en la Ruta Estatal 3001 del municipio de Forkston, PA donde el puente que cruzaba el arroyo fue destrozado por el huracán Irene. Dos días después, las corrientes causadas por la tormenta tropical Lee arrastraron el camino. Foto de FEMA/Liz Roll.

En diciembre de 2011, se otorgaron $2.4 millones en fondos federales al Departamento de Transporte de Pennsylvania para restaurar el puente a su ubicación original en la Ruta Estatal 3001. El proyecto incluía la remoción de escombros y la colocación de un puente provisional de paneles Acrow. La construcción de una carretera de asfalto, rieles guía y muros de contención también formaban parte del proyecto.

Un puente provisional cruza el Mahoopany Creek en la Ruta Estatal 3001 en el municipio de Forkston, PA.

LEYENDA: Un puente provisional cruza el Mahoopany Creek en la Ruta Estatal 3001 en el municipio de Forkston, PA. En diciembre, se aprobaron aproximadamente $7 millones en asistencia federal pública para reemplazar el puente provisional con una estructura permanente. Foto de FEMA/William Lindsey, Jr.

El puente provisional fue una mejora significativa, pero a mediados de diciembre, FEMA aprobó $6.924,799 para que el estado de Pennsylvania pueda reconstruir el puente y partes de la Windy Valley Road.

FEMA se ha hecho responsable por el 75 por ciento del total de $9.233,065 de los gastos estimados para el proyecto de reconstrucción. El restante 25 por ciento será cubierto por el estado de Pennsylvania.

La realización de este tipo de proyecto se ha hecho posible a través del programa de Asistencia Pública de FEMA, en coordinación con nuestros colaboradores estatales y locales. FEMA maneja el programa, aprueba los subsidios y ofrece asistencia técnica al estado y sus solicitantes. El estado educa a los posibles solicitantes, trabaja con FEMA para manejar el programa y es responsable de implementar y monitorear los subsidios otorgados bajo el programa. Las autoridades locales son responsables de identificar los daños, proveer la información necesaria a FEMA para aprobar los subsidios y manejar cada proyecto financiado bajo el programa.

Es por medio de la Asistencia Pública que a FEMA se le hace posible mejorar las vidas de aquellos afectados por desastres, como el huracán Irene y la tormenta tropical Lee. Una lista de preguntas frecuentes sobre el programa, cuyo proceso es muy interesante, está disponible en www.FEMA.gov. Espero poder continuar trabajando con el proceso de recuperación en Pennsylvania tras el paso de estas tormentas y seguir compartiendo historias como ésta en el futuro.

State or Region: 
Fecha de la última actualización: 
15/03/2013 - 14:50
Posted on Jue, 27/12/2012 - 13:48
Back to Top